Flores para cada estado de ánimo

gerberas-margaritas-bouquet-ramo-arreglo

Las flores son mucho más que una bonita decoración o un arreglo oportuno. Sus colores, formas y aromas pueden afectar nuestras emociones y estados de ánimo de forma significativa. La flor adecuada puede energizarte, mejorar tu humor o aplacar tu estrés. Algunos expertos insisten incluso en el poder terapéutico que pueden tener las flores en nuestro día a día. El secreto es no exagerar. Un florero o una maceta pequeña con algunas flores funcionará mejor que cubrir tu habitación con plantas. Lo que es más, el aroma de las flores ayuda a regular las emociones, por lo que un regalo perfumado es una excelente elección. A continuación te vamos a mostrar las mejores flores para cada estado de ánimo.

Si lo que estás buscando es tranquilidad, una buena opción son los tulipanes, especialmente en colores blancos o lilas. Son ideales para decorar un dormitorio, ya que su elegancia y serenidad ayuda a conseguir una atmósfera relajada que ayuda a descansar. Las flores en colores suaves, morados y celestes ayudan a aliviar el estrés, mientras que los tonos rosados pálidos calman los nervios, ya que están asociadas a una sensación de calidez y ternura. Además, los tonos verdes, como los de las hojas de tulipán transmiten paz y eliminan tensiones. Como puedes ver, los tulipanes son las flores ideales para conseguir una atmósfera suave y serena, y te ayudarán a enfrentar tus problemas con mayor calma.

Si en lugar de tranquilidad, lo que quieres incitar es pasión, lo que quieres en tu dormitorio son rosas, especialmente en colores rojos o rosados profundos. Estas flores están tan ligadas al romanticismo que es imposible no sentirse un poco más afectuoso cuando decoran una habitación. Además, el color rojo es una señal de amor intenso imposible de confundir o de ignorar.

Por otra parte, cuando desees transmitir una atmósfera de alegría, las flores de colores vivos como el naranja o el amarillo te ayudarán a alcanzarla. El amarillo es un color que transmite bienestar y nos recuerda al verano, por lo que puede ayudar a levantar el ánimo de cualquiera. Mientras tanto, los colores naranjas señalan pasión, por lo que ayudan a mantener una energía positiva y en movimiento. Unas bonitas gerberas naranja o rojas te ayudarán a ser más activa y sentirte con energía en tu día a día. De la misma forma, flores exóticas como los lilium en tonos intensos pueden ayudarte a alcanzar la inspiración para tu próximo proyecto.

El perfume de las flores es casi tan importante como sus colores. Un bonito ramo con un perfume tenue puede inspirar, relajar y levantar el ánimo de quien lo recibe. Sin embargo, es importante que el aroma no sea demasiado intenso, ya que puede ser abrumador.

Como puedes ver, las flores nos ayudan a alcanzar mejores estados de ánimo de formas sutiles pero notables. Lo mejor de todo es que su poder terapéutico funciona cuando incluyes flores en tu decoración o cuando recibes un ramo o un arreglo como obsequio. Así que ya sabes, si alguno de tus seres queridos necesita sentirse mejor, ya sabes qué regalarle para animarlo.

Compartir en

Envia tu comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.